La Junta de Andalucía invertirá 35 millones de euros en Málaga en la mejora y modernización de centros educativos en el marco del Plan OLA

Este programa especial que se añade a los presupuestos anuales de Educación supondrá 68 intervenciones y la generación de 1.000 empleos directos entre parados de larga duración La delegada del Gobierno andaluz en Málaga, Remedios Martel, ha presidido esta mañana la constitución de la comisión que velará por el cumplimiento del plan, que empezará a licitar obras de manera inmediata

El Plan prevé 20 actuaciones en Málaga capital, entre ellas el Conservatorio Martín Tenllado, por más de 7 millones de euros

 La delegada del Gobierno de la Junta de Andalucía en Málaga, Remedios Martel, ha presentado esta mañana las líneas estratégicas del Plan de Oportunidades Laborales de Andalucía (OLA), aprobado por el Consejo de Gobierno el pasado 6 de septiembre, y que tiene el doble objetivo de modernizar y mejorar la red de centros educativos al tiempo que se genera empleo en el sector de la construcción, fundamentalmente entre parados de larga duración.

 El Plan OLA supone una inyección extraordinaria a la programación plurianual que ya de por sí tiene la Consejería de Educación. Málaga recibirá uno de cada cinco euros invertidos en Andalucía en este plan, lo que supondrá un presupuesto ligeramente superior a los 35 millones de euros, que permitirán desarrollar 68 actuaciones y generar unos 1.000 empleos directos.

 La activación del Plan en Málaga ha arrancado esta mañana con la constitución de la comisión que velará por su cumplimiento. En ella, están representadas la Consejería de Educación (encargada de seleccionar y coordinar las actuaciones); Innovación, Economía y  Empresa (responsable de la financiación), y de Empleo, responsable de velar por el cumplimiento de las premisas sobre el perfil del contratado. Además, la Consejería de Hacienda será quien valide todo este proceso.

 Posteriormente a la constitución de este órgano coordinador, han comparecido en rueda de prensa Remedios Martel, Susana Radío, Antonio Escámez y Pilar Serrano, que han destacado que se trata de un plan extraordinario para estos tiempos de coyuntura adversa.

 “La educación de hoy es el PIB de mañana. Es la inversión más rentable porque siempre se devuelve a la sociedad. Y se devuelve en capital humano y en futuro. Pero la educación de hoy también puede ser el PIB de hoy gracias a las inversiones de este plan extraordinario”, ha destacado Martel.

Málaga y sus centros educativos van a recibir más de 35 millones de euros en el marco de este plan hasta finales del año que viene, del 2012. En total, se van a realizar realizar 68 actuaciones como reformas integrales, nuevas cubiertas, cimentación, modernización, pistas deportivas, ampliaciones y nuevas aulas, reparaciones…

 

 “El Gobierno andaluz tiene muy claro que hay que volcarse en políticas para las segundas oportunidades, como estamos aplicando, por ejemplo, en el caso de Educación. Se trata de que quienes en su día abandonaron los estudios atraídos por los cantos de sirena del trabajo bien remunerado e inmediato puedan reincorporarse a ellos o tengan más oportunidades de reinserción laboral. Creemos que este Plan OLA va a apoyar la actividad de muchas pymes de la construcción. La movilización de recursos públicos es, en este sentido, un importante dinamizador”, ha destacado Martel.

 Por su parte, Antonio Escámez ha incidido en que se trata de actuaciones maduras y ultimadas, de modo que se trata de proyectos ya redactados, de obras que no requieren de nuevos trámites de cesión o cambio de calificación de suelo, etc. “Se trata de empezar a sacar a concurso de manera inmediata”, ha apostillado. “Está claro que es posible una educación pública, universal y de calidad. Desde la Junta de Andalucía lo demostramos día a día”, ha señalado.

 Escámez ha destacado que el plan va a suponer mejoras importantísimas en nuestra red pública de centros educativos: “Estas obras van a modernizar y reformar los centros con mayores necesidades. Y se trata de un plan que a atender a las zonas donde hay mayores necesidades de escolarización”.

 El Plan OLA, que se aprueba una vez agotado el periodo de vigencia (2005-2010) del Plan Mejor Escuela, da continuidad a las inversiones de la Junta de Andalucía en infraestructuras educativas, indispensables para proporcionar una educación de calidad, dando cobertura a las necesidades de escolarización y formación de la población.

 

 Por su parte, Susana Radío ha destacado la repercusión del Plan en el empleo, sobre todo en los parados de larga duración y en el ámbito local. Las empresas adjudicatarias de las obras deberán contratar a personas que cumplan los siguientes requisitos: Estar inscritas en el Servicio Andaluz de Empleo (SAE); ser residentes en las Áreas Territoriales de Empleo donde se desarrolle el proyecto, y no tener vinculación con la empresa en los tres meses anteriores a la oferta de empleo

 Radío ha avanzado que se dará preferencia a parados de larga duración, parados con cargas familiares y no beneficiarios de ningún tipo de subsidio.

 El 70% del personal contratado debe ser empleo de nueva creación. Si se incluyese a otro personal, propio o de dirección técnica, deberá contratarse por tiempo indefinido.

 ilar Serrano, por último, ha añadido que las contratistas cobrarán antes de 40 días sus trabajos y que no podrán, a su vez abonar los importes a las subcontratas con más de 30 días de dilación.

 Sólo en Málaga capital, el Plan prevé una veintena de actuaciones, entre las que destacan la construcción del Conservatorio Martín Tenllado, por valor de 7 millones de euros.