«Otra mirada Andalusí: Habitando los no lugares», por la E.A. San Telmo

 

Stroke Art es un colectivo artístico formado por graduados en Bellas Artes. El curso pasado realizaron una actuación en Teatinos en colaboración con el IES Torre Atalaya dentro del marco del programa educativo Vivir y Sentir el Patrimonio.

El último proyecto de esta asociación se llama  “Otra mirada Andalusí: Habitando los no lugares”, que fue inagurado el 15 de marzo de 2019 a las 13:45h en Calle Navarro Ledesma  y ha sido realizada con la colaboración y el apoyo de la Escuela de Arte de San Telmo, Fundación Unicaja, Ayuntamiento de Málaga, Mancomunidad de vecinos Torre Atalaya y Endesa.

Este proyecto se basa en el programa educativo “Vivir y sentir el patrimonio” de la Junta de Andalucía, por el cual no solo los alumnos y alumnas aprenden dibujo técnico y diseño, sino que también viven de una manera más práctica la historia y cultura de nuestra tierra. Han sido 4 sesiones de trabajo en el aula que comenzaron en el mes de febrero con 3 clases de bachillerato y un total de 80 alumnos y alumnas.

El gran interés de los estudiantes se ha plasmado en sus trabajos con resultados gratificantes. Han aprendido a generar sus propios diseños partiendo de un contexto común y se ha materializado utilizando plantillas y sprays. Además de plasmar los diseños en los muros también se han reutilizado los estarcidos estampando camisetas.

 

En esta segunda fase, se han intervenido espacios que se encuentran en la barriada de Torre Atalaya, expandiendo esa identidad cultural e histórica de azulejería de la colonia Santa Inés. Se ha querido potenciar la creatividad de los diseños focalizándolos en el contexto de Málaga. Los autores han sido los estudiantes de San Telmo, un alumnado capacitado en el lenguaje visual y por medio del profesor de dibujo Daniel Santos con el cual hemos coordinado este proyecto proponiendo una serie de retos creativos a los estudiantes.

Los diseños se han basado en un patrón de azulejería andalusí de la Alcazaba de Málaga, que fueron felicitados por medio del área de Cultura del Ayuntamiento de Málaga, los cuales fueron reinterpretadas por el alumnado. Han intentado basar sus construcciones en las emociones, apoyándose en los colores y en la geometría, por lo cual cada espacio tiene una emoción que compone el dibujo que se muestra.

Han sido dos áreas diferentes las realizadas: por un lado, un depósito de agua y 5 casetas de transformación eléctrica que se han podido intervenir gracias a la colaboración de Endesa; por otro lado, una serie de muros de edificios de Torre Atalaya que se han intervenido gracias al apoyo de los vecinos de la barriada.

Este proyecto ha sido posible gracias al patrocinio y colaboración de Fundación Unicaja y el Ayuntamiento de Málaga por medio del Distrito 11 Teatinos-Universidad y la mancomunidad de vecinos E.U.C.C. SUP-T2 Torre Atalaya. También nos apoyamos en el Área de participación y Derechos Sociales en su programa de arte urbano educativo “Málaga más bella”, por el cual difundimos este tipo acciones.

Destacar por último que con este tipo de acciones pretendemos habitar esos espacios vacíos de identidad, con lo que conseguir generar un punto de referencia en el espacio público, para no solo conectar a los participantes, sino al público con una parte de nuestro pasado cultural. Entendemos que hay otros modos de regenerar el medio urbano, poniendo como eje central a los centros educativos y dándoles el papel que les corresponde como agentes de la transformación social educativa y cultural.

Este proyecto es una continuación de la iniciativa “Habitando los no lugares: plasmando el arte Andalusí” que se realizó en febrero de 2018. Le adjuntamos mas información sobre dicha actuación.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.